La ciencia lo confirma: la píldora anticonceptiva puede tener graves efectos en las mujeres.

Un nuevo estudio ha reforzado lo que muchas mujeres han creído durante años:

La píldora anticonceptiva provoca una reducción de la calidad de vida y el bienestar de las mujeres. El estudio, que duró tres meses, demostró que las píldoras anticonceptivas comunes que contenían etinilestradiol y levonorgestrel afectaban al estado de ánimo y al bienestar de las pacientes.

Los hallazgos refuerzan investigaciones anteriores y afirmaciones de mujeres que están luchando contra los efectos secundarios de estos tratamientos. Este es uno de los estudios más importantes que se ha hecho hasta la fecha para ver el impacto de la píldora en la calidad de vida de las mujeres.

“A pesar de que aproximadamente 100 millones de mujeres en todo el mundo usan píldoras anticonceptivas, conocemos poco sobre el efecto que esta puede tener sobre su salud”, dijo la investigadora Angelica Linden Hirschberg del Instituto Karolinska de Suecia.

“La base científica era muy limitada en cuanto al efecto de la píldora anticonceptiva sobre la calidad de vida y la depresión y necesitábamos realizar estudios aleatorios donde se comparase el efecto de la píldora con el de los placebos.”

¿En qué consistió la investigación?

Los investigadores escogieron a 340 mujeres sanas entre 18 y 35 años y les suministraron píldoras placebo a un grupo y píldoras anticonceptivas que contenían etinilestradiol y levonorgestrel.

Antes de comenzar con la investigación, examinaron a todas y cada una de las mujeres. Estudiaron su peso, altura, presión arterial y estado de salud en general. Las protagonistas de la investigación también rellenaron dos encuestas (el Índice de Bienestar Psicológico General y el Inventario de Depresión de Beck) que trataban sobre su bienestar general y los síntomas de depresión.

El estudio fue muy revelador, ya que ni los investigadores ni las mujeres sabían cuáles eran las píldoras anticonceptivas y cuáles eran los placebos. Por lo tanto, ninguna mujer se vio condicionada por el hecho de saber si estaba o no tomando anticonceptivos.

Durante los tres meses que duró el estudio, a todas las mujeres se le realizaron las mismas pruebas para que los investigadores pudiesen comparar los resultados exhaustivamente.

Las mujeres que tomaron píldoras anticonceptivas confesaron que su calidad de vida era significativamente menor al final del estudio que las que tomaron placebos. También se habían visto afectados aspectos específicos de su bienestar como los niveles de energía y su capacidad de autocontrol. Aún así, no se observó un aumento significativo de los síntomas depresivos, lo que contradice resultados de estudios anteriores sobre este tema.

Aunque es un primer paso para medir mejor los efectos secundarios de las píldoras, los investigadores advierten que los cambios fueron relativamente pequeños y sólo pueden asociarlos a las pastillas que contienen etinilestradiol y levonorgestrel.

Por último, cabe destacar que los científicos están haciendo muchos progresos en la creación de anticonceptivos hormonales para los hombres, así como un gel que bloquea el esperma.

Se necesitan investigaciones más exhaustivas antes de poder identificar con mayor precisión cómo afecta la píldora a las mujeres, pero estos primeros resultados no deben pasarse por alto. La investigación mencionada ha sido publicada en la revista Fertility and Sterility.

Gracias por tomarte el tiempo para leer este artículo. Si te fue útil esta información, por favor compartela con tus amigos y familiares. Tu apoyo en nuestro esfuerzo de compartir información gratuita será muy apreciado.

Lo que se recomienda en con vida y salud simplemente es para fines informativos y educativos. Con vida y salud no va a sustituir JAMÁS los consejos médicos profesionales, de diagnósticos o de tratamientos. Siempre consulta a tu médico con cualquier pregunta que puedas tener sobre una condición médica.

COMENTARIOS
loading...

Loading...
error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: